domingo, 18 de abril de 2010

Comienzan las dimisiones en la nueva directiva de la PACA.

La toma de posesión de la nueva directiva en la PACA en Palencia, había creado en algunos de nosotros una gran ilusión y expectativa de cambio, con el intento de la puesta en práctica de lo que la candidatura, que se presentó a regir los destinos de la PACA y que presentaron en la asamblea de Palencia, denominó como "los no sé cuantos pilares de la PACA".

A las primeras de cambio esta expectativa comenzaba a dar muestras de convertirse en un no cambio y con ello parece que los "pilares" se fueron quebrando poco a poco. Hay que dejar claro que las personas que se presentaron en Palencia ante los socios, apenas se conocían entre ellos, eso no debería de ser ningún impedimento para funcionar bien, en el panorama nacional hay muchas asociaciones de ese tipo y funcionan, pero en esto del autocaravanismo parece que las cosas o las personas somos diferentes .

Después de lo que me ha tocado vivir en esta faceta de mi vida dentro del autocaravanismo reivindicativo y después de meditar algunas cosas que han sucedido, cada vez estoy más convencido que Ramón Varela hubiese sido un buen presidente para la PACA, pero quizás por algunos errores que todos los humanos en algunas ocasiones cometemos, no fue así. Ramón quizás un poco desbordado por los acontecimientos que discurrían a su alrededor, los que hoy estoy convencido que estos le superaron, mal asesorado por algunas personas de su confianza, no se le ocurrió otra cosa mejor que crear un modelo de gestión presidencialista totalmente inviable en una asociación de la idiosincrasia y tipología de la PACA y el movimiento autocaravanista, lo que en definitiva creo que fue lo que marco su fracaso. Si los que se van te comunican el mesaje,  a ellos la PACA les supera, como se puede uno hacer caso de ellos, cuanto mas lejos estes de sus comentarios o influencia mejor.

El proyecto de renovación comenzó a perfilarse, no solo por no aportar nada nuevo, si no, que en mi opinión seguía con algunos de los errores o vicios, acumulados estos a otros, del anterior proyecto. La nueva junta continuó por la misma senda de la anterior en la, no adopción de ningún incentivo de motivación dirigido a la implicación de los socios con el proyecto reivindicativo de la PACA, en cambio referente a la motivación para la captación de socios, no cambio nada, continuaba trabajando en la dinámica de los descuentos en bienes de equipo o suministros para los socios , los ágapes o invitaciones en la inauguración de las áreas, en detrimento de la hostelería local etc.




También y al parecer la nueva directiva se había convertido en una dirección "presidencialista" o "colegiada" como les gustaba decir a algunos de ellos, al parecer el presidente y el vicepresidente habían asignado los cargos representativos de la plataforma a su propio criterio, creando la modalidad de cargos de su confianza, adjuntos a presidencia.

A las primeras de cambio el responsable de la Web de la PACA, dimitió y en una reunión al inicio del proyecto, el secretario que habían elegido, según tengo entendido, sin consultar con él, les dijo que nones, que era eso de ponerlo de secretario sin contar con él, que el dimitía que se fuesen buscado otro, el resto al ver el panorama "democrático" que había tomado la presidencia de la PACA comenzaron a desconfiar y desde ese mismo día parece que se abrió, entre unos y otros, una brecha que con el tiempo resulto insalvable.

Nombraron un nuevo secretario, Jesús Alonso Celemín (la persona más ambigua y aprovechada que he conocido en el autocaravanismo) y así se pusieron a funcionar.

A las primeras de cambio, los extremeños comenzaron a marcar su camino, el que después a uno de ellos le llevaría a la presidencia, se autonombraron "comisión para el Senado", colocarse en esa foto, fue la única gestión que hicieron, nunca aportaron absolutamente nada más.


Al parecer en otra reunión que mantuvieron en Madrid, donde acudieron todos, los adjuntos a presidencia y los no adjuntos, el vocal de Cáceres, Pedro Cerezo, entre otras cosas, la tubo con los llamados "presidencia", a los pocos días de esta reunión dimitieron dos de los miembros del grupo llamado "presidencia", el vicepresidente, Nicolás Alves, y el delegado de Cataluña, "pilares" básicos y de confianza del entonces presidente Ramón Varela, con lo cual este se quedó solo en manos de los que ya habían formado "piña", el resto de la JD. Lo curioso del caso es que todas estas maniobras y otras, que les siguen, se han hecho a espaldas de los socios a los que a esta gente con estas cosas daban evidentes muestras de importarles un pepino, de todas formas el tipo de socio, que había captado la Plataforma, en su mayoría, no todos, por su falta de implicación y aprovechamiento merecía esto y mucho más.

El presidente para mas desgracia cae enfermo y su situación, parece ser que por prescripción médica, no le permite continuar gestionando la PACA. Con esta situación la PACA cae en manos de quienes ya se habían trazado un camino hacia la presidencia y sus acompañantes, los hasta entonces vocales Pedro Cerezo y José Cristóbal Pérez y encima estos actuaban como salvadores.

Personalmente, no ajeno a estas cosas, continuaba con los asuntos del desarrollo de la moción, soportando las constantes "lloradas" por teléfono de todos estos, siendo consciente de que al presidente que estaba enfermo, entre unos y otros y sin ninguna compasión le estaban preparando "la cama".

En una reunión que mantuve con ellos en el municipio de El Bosque (Cádiz) con motivo de la preparación de la inauguración del área de servicio para autocaravanas de la citada localidad, lugar de residencia de la Senadora Chacón, donde esta me solicitó que fuese yo quien gestionase el asunto del área. Siendo consciente de lo que estaban tramando y que actuaban como una piña, les hice este comentario.

"En estas cosas del autocaravanismo ya vengo de "muy lejos" y he tenido que pasar por muchas cosas, por lo tanto os comunico que yo en esto no tengo amigos, eso es para otras cosas, espero que no os equivoquéis conmigo, como ya lo han hecho otros anteriormente".

El tiempo me demostró después que no estaba equivocado en mis apreciaciones, estos, ya lo creo, se equivocaron conmigo, se pasaron veinte pueblos más que los anteriores.

Pedro Ansorena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario